La historia del Bar Bosch

El Bar Bosch abrió sus puertas al público en 1936 a manos del Sr. Bosch, un cocinero de la época. Desde 1936 el bar siempre se ha mantenido con el mismo nombre. En el mes de diciembre del año 79 y con 84 años, el Sr. Bosch decidió vender el bar al Sr. Onofre, quien pasó a liderar el emblemático establecimiento de Palma. A partir de aquel momento el Bar Bosch ha supuesto un punto de encuentro para muchos Palmesanos y gente del mundo del arte (escritores, pintores, etc.). La prueba más tangible es el libro de visitas, el cual cuenta con más de 100 firmas de notables artistas tales como:

  • Joan Miró, en el año 1980.
  • Xesc Forteza, en el año 1980.
  • Miquel Barceló, el 12 de Septiembre de 1987.
  • Joaquín Sabina, en el año 1988.
  • “Els Valldemossa”.
  • Simón Andreu.

El Bar Bosch es un local carga de tradición e historia, donde el tiempo no se ve reflejado. En el año 2006 se llevó a cabo una reforma sin cerrar el local para mantener el servicio a sus clientes. A pesar de dicha reforma, el local sigue manteniendo la misma esencia. Otra de las grandes virtudes del Bar Bosch es que sus empleados perduran en el tiempo, de esta manera siempre conseguimos ofrecer un servicio más cercano a nuestros clientes. Finalmente, destacar que la mayor parte del genero (helados, bollería, tartas, variados, etc.) que se sirve en el Bar Bosch es de producción propia.

  • twitter
  • facebook